Review

SimCity

El replanteamiento del clásico de la planeación y la edificación

LEVELUP

9

Excelente

PROS

    Excelente aspecto visual

    Información sobre recursos y necesidades se muestran gráficamente y en tiempo real

    Interfaz de juego sencilla e intuitiva

    Juego cooperativo sencillo

    Gran valor de rejugabilidad

CONS

    No tiene modo offline

    Los territorios para construir ciudades son pequeños

    Avances en el juego se pueden perder si se sufre una desconexión de los servidores

Tras más de 2 décadas en el mercado renace SimCity con un sistema de juego más fresco y adaptado a las nuevas tendencias del mercado.

El estudio Maxis abandonó el desarrollo de títulos para esta franquicia hace un par de años y los rumores apuntaban a que desarrollaban la quinta entrega de la serie, sin embargo, a unos días del E3 2012, se reveló que lo que saldría sería un reboot llamado simplemente SimCity. En ese momento suponía una simple estrategia de mercado, pero se trata de un auténtico replanteamiento de la experiencia misma.

Una vez que descargamos el título y lo jugamos completo, notamos que en su desarrollo se planteó enfatizar el juego cooperativo, modificar herramientas e interfaz para hacerlo más accesible a nuevos jugadores y dejar un espacio abierto para la venta de DLC o un hipotético sistema de microtransacciones, lo que se refiere a adaptarse a la oferta actual en la que estas prácticas son comunes y aceptadas.

Tus deberes como alcalde comienzan al elegir entre un territorio activo creado por otro jugador o hacer uno propio donde pones las reglas que los demás deben acatar. Actualmente existen 8 territorios, cada uno con una geografía particular y de 2 hasta 16 espacios dispuestos para la construcción de ciudades; dichos espacios disponibles pueden ser ocupados por ti o por otros usuarios, sean tus amigos o completos desconocidos. Los territorios permanecen activos aún cuando su creador no se encuentre jugando, razón por la cual las partidas no se salvan dentro de tu disco duro sino en los servidores del juego. Y si bien todo está hecho para jugar en cooperativo, es posible hacerlo de manera individual si creas una partida privada.

Una vez elegido el lugar donde fundar tu ciudad tendrás que disponer los caminos que la delimitarán. Su precio dependerá del volumen de tráfico que puedan soportar, pero también del nivel de desarrollo que logre alcanzar la zona aledaña, es decir, que si colocas un comercio junto a la carretera más grande y costosa, este podría convertirse en un rascacielos inmenso y lleno de oportunidades de empleo.

La zonificación es la actividad básica, de la que parte todo lo demás, pues el tipo de edificaciones que podrán ser construidas en cada lugar dependerá de esta decisión. Hay 3 tipos de zonas: residenciales, comerciales e industriales, y el desarrollo y crecimiento exitoso de tu ciudad dependerá del correcto balance entre ellas, lo cual conseguimos mediante la colocación de edificios y servicios de manera adecuada.

En cualquier momento una apacible ciudad puede sufrir un terrible y devastador desastre
En cualquier momento una apacible ciudad puede sufrir un terrible y devastador desastre

Los servicios: carreteras, zonas, electricidad, agua, aguas residuales, gobierno, basura, bomberos, salud, policía, educación y transporte, sirven para satisfacer distintas necesidades de los ciudadanos, y están dispuestos en la parte inferior de la pantalla. Mientras tu ciudad se desarrolla habrá notificaciones marcadas en cada uno de los servicios que te indicarán lo que hace falta, al oprimir cualquiera de estos botones el funcionario encargado de ese servicio te explicará, con un globo de diálogo, la tarea que debes emprender; además existen solicitudes de los habitantes que aparecen como globos en algunos edificios, y pueden referirse a nuevos servicios o a la mejora de otros. Muchos de ellos te ofrecen recompensas en Simleones -dinero del juego- útiles para seguir mejorando tu creación. Cumplir ciertas solicitudes tiene consecuencias negativas, como incendios o exceso de basura y de ser incapaz de controlarlas, tendrás más prejuicios que beneficios.

Las construcciones que colocas para proveer servicios poseen un límite de acción y efectividad; por ejemplo, un parque eólico es capaz de producir 3 MW de electricidad ideal para un pueblo pequeño, sin embargo, la demanda aumenta junto con tu población, por lo que debes ampliar este servicio, y la mejor forma de hacerlo es modificar tu edificio agregando equipo, en este caso, turbinas, pero pueden ser patrullas en la estación de policía, habitaciones en el hospital o juegos infantiles en un parque. Estas acciones te permiten ahorrar espacio y recursos.

¿QUÉ TE PARECIÓ SimCity

?

0 Usuarios han calificado este juego. Danos tu opinión.

0 Usuarios han calificado este juego.

Terrible

Terrible

Muy Malo

Muy Malo

Malo

Mediocre

Bueno

Muy Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

0

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos