Los 13 videojuegos más esperados de 2013

No jugar estos títulos podría traerte mala suerte

Por Jorge Arellano El 28 de diciembre a las 12:40

Dead Space 3 (PC, PlayStation 3, Xbox 360)

Dead Space formó parte de la iniciativa de EA para reinventarse y fue evidencia de que el distribuidor apostaba por la creatividad, gracias a una identidad sumamente original y a la perfecta combinación de acción con terror. Desafortunadamente, el paso firme comenzó a tambalearse con la secuela, que cometió el error de narrar un relato idéntico al del primer juego y a dejar más dudas acerca del origen de los Necromorph en lugar de revelar secretos. Para el tercer episodio de estas crónicas espeluznantes, Visceral Games inyectará una dosis adicional de terror, pero aprovechará para establecer cambios que mejoren la ambientación. De inicio, la aventura de miedo ya no será tan lineal ni rígida y dará cierta libertad de exploración, además de que habrá nuevas mecánicas de combate e interacción con el entorno. Extrañamente, las novedades involucran un modo cooperativo que supuestamente aliviará el pánico excesivo que sufrían muchos jugadores; tal vez sea un pretexto o tal vez realmente haya quien sólo pueda acercarse a Dead Space si está acompañado; sin importar la veracidad de esto, la dinámica de pareja intenta presentar una perspectiva diferente con toques de estrategia. Por otro lado, si eres de los que prefieren una aventura solitaria, podrás llevar a Isaac Clarke a través de nuevas locaciones atestadas de horrores sin ayuda del nuevo protagonista –John Carver–, y la historia cambiará de acuerdo con esto.

Gears of War: Judgment (Xbox 360)

Parecía que Gears of War 3 marcaría el fin de la épica trilogía bélica y de toda la franquicia, pero tratándose de una propiedad intelectual tan exitosa en términos de ventas, era cuestión de tiempo para que Microsoft convenciera a Epic de continuar el legado. Así surgió Judgment, que para no entrar en incongruencias con el final feliz de Marcus Fenix y el resto de los COGS –que sobrevivieron–, cuenta un episodio en el que la guerra contra los Locust estaba en pleno apogeo y en el que Baird y Cole no eran compinches de nadie. Ahora, considerando que los eventos se dan en el pasado, hay elementos y características que se agregaron con las secuelas y que no estarán presentes en Judgment, pero nada que cambie la experiencia de juego, pues al final la esencia se conservó a lo largo de toda la franquicia y esta entrega no será excepción. El multiplayer es el que tendrá interesantes distinciones gracias a la combinación de Horde y Beast en una nueva modalidad que nos permitirá pelear en ambos bandos, como COG o Locust, siempre en contra de otros jugadores. El cambio de batuta del equipo principal de Epic a la gente de People Can Fly augura una perspectiva fresca y tal vez más frenética, consecuencia de la influencia de Bulletstorm, si bien al margen de la acción la historia será más profunda y emocional que en cualquier otro Gears of War.

MÁS ARTíCULOS