Tekken 7: ¿El juego de peleas que merece esta generación?

PS4 y Xbox necesitan con urgencia un juego de peleas digno para todos sus usuarios


Tags

Se supone que 2016 sería un año inolvidable para los fans de los juegos de peleas, sin embargo, ha sido una desilusión tras otra: ¿recuerdas Street Fighter V? Aunque sus mecánicas son excelentes, el online tardó mucho en funcionar. The King of Fighters XIV se ve más feo que un auto por debajo y sus mecánicas de juego no evolucionaron. La tercera temporada de Killer Instinct no trajo cambios significativos. Quitando BlazBlue: Central Fiction y PokkénTournament, que son buenos juegos, pero no perfectos, no salió alguna entrega memorable para la actual generación de consolas. Ahora, las cosas serán completamente diferentes cuando Tekken 7 esté disponible en 2017 para PlayStation 4 y Xbox One.

Es una declaración aventurada, pero, el éxito de Tekken 7 está comprobado; la versión arcade tiene buenas recaudaciones en Japón y un modo en línea sólido; hay torneos oficiales con muy buena aceptación por parte de los jugadores y existen objetos deseados por coleccionistas a pesar de los precios irreales. Queda claro que el único objeto faltante es la edición de los juegos para consolas de la actual generación. ¿Qué detiene su salida? Eso sólo lo saben Katsuhiro Harada y el equipo de desarrollo del juego. Podríamos crear teorías y conspiraciones sobre el retraso, pero gastaríamos palabras.

Tekken 7 tiene todo para ser el juego de peleas de la actual generación de consolas
Tekken 7 tiene todo para ser el juego de peleas de la actual generación de consolas

Afortunadamente, para comprobar nuestra afirmación de que Tekken 7 es el juego de peleas que merece la generación, pudimos jugar durante un buen rato la edición de PlayStation 4 y la entrega arcade como para tener una idea de lo sólido que es. Con eso en mente, presentamos algunos de los puntos que hacen de éste el juego de peleas que merece tanto el Xbox One como PlayStation 4.

Evolución

Si bien la base de las mecánicas se mantiene igual —2 golpes, 2 patadas y escenarios 3D—, en cada entrega de Tekken hay cambios que influyen en la experiencia de juego. Gracias a esto, ningún título nuevo se parece a su predecesor.

La curva de aprendizaje para dominar Tekken 7 es pronunciada

Por otro lado, la evolución trae sacrificios que se traducen en cambios, por ejemplo, no es lo mismo usar a Heihachi en Tekken 6 que en Tekken 7. Hay algunos ataques básicos que siguen igual, pero también hay nuevas ejecuciones que provocan que la curva de aprendizaje sea pesada, en especial para los jugadores que apenas se están familiarizando con la franquicia.

Ojo, esto no quiere decir que entre cada entrega la franquicia pierda personalidad. Más bien pone el ejemplo a los demás juegos de pelea de que vale la pena probar elementos nuevos sin agredir la experiencia del usuario. El objetivo es evitar que el jugador tenga la impresión de que está pagando por lo mismo otra vez.

Desde hace más 10 años los juegos de pelea ocupan un lugar importante en el espacio competitivo de los videojuegos. Esto ocasionó que los desarrollos de juegos de peleas concentren sus esfuerzos en modos “versus” y “online” y no en elementos arcade o historia. Para evitar una segmentación de usuarios, Tekken 7 da importancia al apartado de la narrativa, más porque en esta entrega conoceremos el desenlace de las rencillas que existen entre los Mishima; desde Heihachi y Kazumi, pasando por Akuma que por alguna extraña razón se metió en el pleito, hasta Kazuya Mishima y Jin Kazama.

Akuma añade un nuevo elemento a la historia de Tekken
Akuma añade un nuevo elemento a la historia de Tekken

Lo mejor es que no todo se centrará en la disfuncional familia que busca el control del Mishima Zaibatsu, los demás personajes tendrán algo que contar. Por otra parte, la presentación de la historia es un elemento clave para el juego. A estas alturas está de más mencionar que Tekken 7 se ve muy bien en cabinas arcade y que en PS4 y Xbox One tiene gráficos dignos, sin embargo, las cinemáticas previas a un combate, las transiciones, las pausas… todo luce como nunca antes en un juego de pelea.

Fue una gran idea elegir Unreal Engine 4 como el motor que diera vida a Tekken 7, en especial porque el resultado no tiene precedentes. Es casi seguro que cuando salga el juego de peleas del productor Katsuhiro Harada, sea el más bello de toda la generación.

Katsuhiro Harada dice que Tekken 7 es un título que juegas con tus mejores amigos mientras están sentados frente a un televisor. Tal vez tenga algo de razón, sin embargo, la escena competitiva de Tekken creció tanto que se hay torneos oficiales de la serie tanto en Norteamérica como en Asia.

Por si eso fuera poco, el modo en línea arcade del juego funciona sin problemas en Japón y Corea, así que hay pruebas como para que no te preocupes por problemas de conexión. El multijugador es un apartado que aparentemente no le gusta presumir a Bandai Namco.

Katsuhiro Harada aseguró que el multijugador en línea de Tekken 7 no tendrá contratiempos

Si bien el multijugador de un título de peleas se resume a los combates mano a mano entre los entusiastas del género, Tekken 7 ofrece algunas opciones para que el jugador se sienta cómodo a la hora de jugar. Una de ellas es que antes de comenzar un combate elijes el perfil que más te agrade. Así, 2 jugadores podrán combatir viendo al mismo lado, cada uno desde su pantalla.

¿Habrá pruebas previas al lanzamiento del juego? Según Katsuhiro Harada no será necesaria una Beta, gracias a la experiencia en línea entre arcades de Japón y Corea.

En cuento a modificaciones al gameplay, muchas veces sucede que una pelea se define desde los primeros golpes. Regresar en un escenario donde la barra de salud está por llegar a su fin es una proeza que sólo un puñado de usuarios puede presumir. Los Rage Arts sufrieron un ajuste para que los jugadores que estén a punto de perder una pelea puedan regresar y obtener la victoria.

Antes de Tekken 7, los Rage Arts provocaban un daño notable al oponente. Ahora, entre menos vida tengas, más daño provocará el Rage Art. Quienes probaron esta mecánica piensan que es injusta porque debería depender de la habilidad del jugador cambiar el rumbo de un combate.

Con el paso del tiempo, los jugadores encontraron el verdadero valor de los Rage Arts, ya que no sólo sirven para los expertos, sino también para los principiantes y eso sirve para atraer más usuarios a la franquicia.

Si analizamos lo sucedido hasta la fecha encontraremos que en 2016 el jugador no quiere tantos modos competitivos o historias a medias; desea algo más, diferente y completo. Tekken 7 tiene esa historia llena de momentos espectaculares que dejará con la boca abierta a los usuarios. Un modo multijugador sólido con opciones jamás usadas en el género y la cantidad correcta de peleadores con diversos estilos para todos los gustos.

El único problema que tiene Tekken 7 es que la espera ya fue demasiado larga, sin embargo, es un hecho que valdrá la pena.

Tekken 7 tiene todo para cumplir todas sus promesas
Tekken 7 tiene todo para cumplir todas sus promesas

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos