Siguiente Xbox podría ser actualizable

Patente señala que Microsoft considera consola con partes intercambiables

Por Daniel Dehesa El 11 de julio a las 10:43

Desenterrando un documento de la oficina de patentes de la Unión Americana, miembros de la comunidad Beyond3D Forum descubrieron que Microsoft podría estar considerando la creación de una consola con componentes intercambiables, con el fin de que el equipo pueda personalizarse y actualizarse con el paso del tiempo.

Antes de correr en pánico y comenzar la controversia, es importante recalcar que el documento data de 2010, lo que significa que podría ya no estar en los planes de Microsoft, considerando que todo lo que se ha rumorado en torno al proyecto Durango –nombre clave para el Xbox de siguiente generación– apunta al desarrollo de una consola tradicional con características tecnológicas superiores, pero nada que desafíe la costumbre.

Ahora, fuera de que estas ideas suelen desecharse por su poca viabilidad comercial o simplemente porque los accionistas no las vieron como un buen negocio, la noción de que se estuviera diseñando una plataforma personalizable resulta coherente con los documentos supuestamente filtrados del Xbox 720 que causaron furor hace ya varias semanas. Dicha información planteaba que el sistema tendría capacidad múltiple para CPU y GPU. Por otra parte, también es posible que sólo sea un preludio a la especulación de que la próxima consola de Microsoft será lanzada en dos versiones, con especificaciones completamente diferentes.

El equipo técnico del portal especializado Eurogamer se dio a la tarea de diseccionar la patente, interpretando que podrían ser las unidades de desarrollo y no las consolas lanzadas al consumidor las que contarían con la opción de configurarse a nivel tecnológico, y que la “actualización con el paso del tiempo” sugiera la flexibilidad de Microsoft para mejorar los componentes de su consola, y así lanzar varios modelos y versiones.

En términos financieros, son pocas las probabilidades de que la firma de Bill Gates lance una consola con tan interesante flexibilidad, pues aunque la venta de componentes separados podría suponer ingresos más constantes, el modelo es demasiado parecido al de las PC, lo que alejaría un poco al usuario promedio que no gusta de complicarse con aspectos técnicos. Claro, dependería en todo caso de que el intercambio de partes fuera muy sencillo, aunque eso es una contradicción cuando se trata de procesadores y meter mano a maquinaria de cómputo.

MÁS NOTICIAS