Review

Steep: Road to the Olympics

Una oportunidad más para volver a conquistar las montañas

LEVELUP

7.7

Regular

PROS:

El mapa de Japón es uno de los más interesantes

Las mecánicas de snowboard y esquí combinan bien con los eventos olímpicos que se integran

Las carreras son el mejor añadido desde el lanzamiento del juego

Campaña con buena presentación y entrevistas a atletas olímpicos

CONS:

Poca cohesión entre los eventos que los hace parecer un añadido aislado más que un título de los juegos olímpicos

Carencia de reto en las misiones de campaña

Los videojuegos siempre han ofrecido la oportunidad de vivir las emociones de nuestros deportes favoritos, eso también aplica para los eventos olímpicos que cada 2 años reúnen a los mejores atletas del mundo en disciplinas veraniegas e invernales. Ha habido muchas adaptaciones que buscaron la simulación y también experimentos mucho más casuales y familiares como lo que SEGA estuvo desarrollando desde 2008 con su crossover entre Mario y Sonic.

En esta ocasión, Ubisoft recibió los derechos para hacer un producto licenciado sobre los juegos olímpicos... y cómo no hacerlo si la empresa francesa tiene uno de los pocos sobrevivientes inspirados en juegos extremos invernales: Steep. Esta nueva expansión de Steep te invita a alistar tu mejor atuendo invernal y hacer gala de rápidos reflejos, pues la fiesta olímpica de Pyeongchang 2018 está a la vuelta de la esquina y debes estar preparado para vivir sus emociones.

Una buena oportunidad para regresar a Steep

Durante muchos años se sobreexplotó el género de los juegos de deportes extremos, desde los parques de skateboarding de Tony Hawk hasta las montañas de SSX o Shaun White hubo montones de propuestas en las que el objetivo era lucirte con tus mejores trucos para alcanzar las puntuaciones más altas.

En años recientes la tendencia ha cambiado y ahora son muy pocas las entregas inspiradas en deportes extremos. A finales de 2016 Ubisoft lanzó Steep, una de las pocas propuestas que siguen retomando este género, para llevar a los jugadores a explorar las montañas de los Alpes con esquís, tablas de snowboard, parapentes y wingsuits.

La propuesta central de Steep fue romper las reglas. Siguiendo la filosofía de su publisher que ha integrado mundos abiertos a la mayoría de sus productos, este título de deportes invernales permitía explorar ampliamente las montañas; si bien incluía una buena cantidad de retos y misiones preestablecidas, una de las principales intenciones era dejar el terreno abierto para que los jugadores grabaran y compartieran sus hazañas más extremas en la disciplina de su elección.

Algo que me gustó mucho de Steep, además de sus mecánicas para cada deporte, es que los escenarios y detallados mapas lograron comunicar muy bien el mensaje de que las montañas y la naturaleza eran el protagonista de un juego que retomaba la emoción de los deportes extremos.

Con el paso de los meses Steep creció con nuevos contenidos. Una expansión gratuita permitió explorar las montañas de Alaska y también se ofreció un Season Pass que integró nuevos deportes como una combinación entre el parapente y los esquís, vuelo en traje propulsor, salto base y descensos en trineo, además de paquetes de misiones que llegaron a lo absurdo de su alocado Winterfest.

Road to the Olympics es la expansión más reciente y quizá la más importante hasta la fecha, más relevante incluso que todos los contenidos que se ofrecieron con el Season Pass original. Ahora hay una campaña, nuevos formatos de competencia inspiradas en los deportes de los juegos olímpicos invernales y una nueva montaña por explorar que se ubica en Japón.

Esta expansión requiere el título del año pasado, pero si nunca probaste Steep y ahora lo harás motivado por sus nuevos contenidos, te recomiendo que adquieras la edición Winter Games Gold que incluye el juego base, el Season Pass del año pasado y la nueva expansión; la diferencia en precio respecto a la edición que incluye únicamente Steep y Road to the Olympics no es mucha y algunos contenidos del Season Pass son suficientemente buenos y divertidos para ser tomados en cuenta.

Siguiendo los pasos de un atleta olímpico

Road to the Olympics no es, como tal, un juego sobre los juegos olímpicos, sino más bien una adaptación de los deportes que hemos visto en Steep de las competencias de los juegos invernales.

La campaña que incluye esta expansión nos muestra el camino que tiene que recorrer un atleta de snowboard desde su preparación hasta el momento de participar en los juegos olímpicos. La premisa del relato es que en Pyeongchang 2018 por primera vez un solo atleta podrá conquistar 3 medallas olímpicas en las disciplinas freestyle del snowboard gracias a la adición del salto big air. Tu aventura de entrenamiento incluirá narraciones que explican el proceso de preparación de un atleta, así como pertinentes clips con entrevistas a campeones olímpicos que explican las emociones y sacrificios por los que pasaron para conquistar sus metas; el objetivo final es que te conviertas en el primer atleta legendario en conquistar todas las preseas.

Aunque tiene buena presentación, la campaña fue un poco decepcionante. En poco más de 3 horas terminarás esta historia en la que, desafortunadamente, los retos son escasos y acabarás duplicando o triplicando la puntuación de tus rivales en misiones que parecen un tutorial o introducción a los nuevos eventos que integra Steep a su amplio abanico de actividades.

Por fortuna, en Road to the Olympics hay mucho más que ver. Los eventos de carreras con esquís como slalom, slalom gigante y downhill funcionan sorpresivamente bien y superan muchas de las actividades que originalmente ofreció Steep. Mientras que la mayoría del juego siempre impulsó a la improvisación y los trucos, estas nuevas carreras prueban tus reflejos, pues la precisión milimétrica al dar los giros y mover los sticks análogos es la diferencia entre los mejores tiempos, ya sea que trates de conquistar todas las medallas de los eventos o que luches por obtener los mejores tiempos en línea.

Me agradó que Steep funcionara muy bien como juego de carreras y que en eventos como el snowboard cross se integren nuevas mecánicas como mantener el peso presionando un botón para evitar saltos en las colinas que te resten preciadas décimas de segundo. La sensación de velocidad en los descensos de esquí es muy buena y quizá la vista en primera persona te maree al hacer trucos, pero funciona de maravilla al competir en eventos de velocidad como todos los que se incluyen en Road to the Olympics.

Los eventos freestyle de snowboard como el half-pipe, slope style y big air que se incluyen en la campaña son buen añadido, aunque no me agradó que sus puntuaciones no castigan de manera adecuada faltas graves como las caídas; fuera de romper el multiplicador, la sanción no es tan alta como debería ser.

Algo que decepciona, a nivel general, es la estructura de las competencias olímpicas. Si lo que estás esperando es un juego que realmente transmita en un paquete todo lo que ofrecerán los juegos de Pyeongchang 2018 terminarás decepcionado, no sólo porque los deportes se limitan a las variantes de esquí y snowboard, sino porque las pruebas carecen de profundidad. Para ejemplificar diré que en ningún evento hay formato de clasificación ni algo que cohesione a todas las pruebas olímpicas para hacerte sentir en la fiesta de los juegos invernales; pareciera que todos los eventos son añadidos aislados para Steep, lo que significa una oportunidad desperdiciada si se considera que Ubisoft tiene la licencia oficial de las olimpiadas.

Entre lo mejor del paquete está la nueva montaña inspirada en Japón, pues además de incluir retos para los jugadores más entusiastas que dominan Steep, es un verdadero parque de diversiones donde se consolidan todas las mecánicas con las que ha crecido el juego a lo largo de un año. Además de ofrecer la historia de sus montañas como el resto de las áreas, la nueva región japonesa incluye pequeños poblados y rincones que son el perfecto campo de entrenamiento para los eventos free style.

En resumen, un buen añadido a las ofertas de Steep

Desde que fue lanzado el año pasado recomiendo Steep a quienes disfrutan los juegos de deportes extremos y puedo afirmar que con todo lo que se ha agregado durante un año, además de esta nueva expansión, es el mejor momento para dar una oportunidad al título de Ubisoft.

Como título de los juegos olímpicos Steep: Road to the Olympics deja un sabor mixto. Se agradecen las historias de los atletas con entrevistas en una campaña que presume buena presentación, pero su ausencia de reto nos dejó decepcionados, algo que se compensa con el desafío de las tablas de líderes jugando los eventos por separado y los retos muy avanzados que se incluyen en la nueva montaña de Japón. Decepciona también el hecho de que no haya cohesión entre los eventos olímpicos y que se sientan como añadidos aislados que pudieron haber aprovechado de mejor manera la licencia del evento más importante de juegos invernales, pero por otro lado, se agradece que los nuevos eventos introduzcan mecánicas en las que, sorpresivamente, Steep funciona muy buen como juego de carreras.

Sin temor a equivocarme, puedo afirmar que Steep ofrece una de las mejores experiencias de esquí y snowboard en los videojuegos y quizá por ello que el añadido de los nuevos eventos olímpicos demuestran que estas mecánicas funcionan tanto en la locura de la exploración arriesgada de las montañas como en eventos contra reloj perfectamente delimitados.

Puedes estar seguro de que, a diferencia de muchos otros malos intentos de aplicar la licencia de los juegos olímpicos a un videojuego, esta combinación con Steep deja resultados positivos que nos permiten recomendarlo ampliamente.

¿QUÉ TE PARECIÓ Steep: Road to the Olympics

?

1 Usuario ha calificado este juego. Danos tu opinión.

1 Usuario ha calificado este juego.

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Malo

Regular

Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

7

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos