Nintendo LandWii U

Un parque con atracciones para todo tipo de jugador

Por Daniel Dehesa El 26 de noviembre a las 21:25

Lo bueno

Gran variedad de actividades. Experimenta ingeniosamente con las capacidades del GamePad. Aprovecha los Wii Remote. Varios minijuegos tienen mecánicas muy creativas.

Lo malo

Algunas atracciones tienen objetivos idénticos. Hay muy pocos niveles y escenarios para la mayoría de los minijuegos. Varias actividades para un solo jugador tienden a lo tedioso. Si no juegas con al menos 3 personas más, los minijuegos competitivos se desbalancean.

Para Nintendo se volvió costumbre estrenar sus consolas en compañía de algún título que demuestre las capacidades del novedoso hardware, y mientras Wii Sports fue un demo técnico muy bien ejecutado y nada más, Nintendo Land es una propuesta sólida que va más allá de demostrar las virtudes del GamePad o enseñarnos a usar el control; tiene una oferta de entretenimiento variada y completa que apela a muy diversos tipos de jugador, desde el que apenas se acerca a los videojuegos hasta el diestro y experimentado.

La cualidad de Nintendo Land es rendir tributo a franquicias memorables de la Gran N, pasando por clásicos poco recordados como Animal Crossing y abarcando los exitosos de siempre como Mario, Metroid y Zelda. Así, en una colección de 12 atracciones temáticas, Nintendo nos lleva a recorrer este parque de diversiones virtual a solas o en compañía de amigos y familiares, considerando que no todas las actividades son grupales.

Es importante notar que la calidad de diversión en los pasatiempos varía drásticamente de uno a otro, y depende mucho de la cantidad de personas involucradas o la pantalla que estén mirando. Por ejemplo, quien sostiene el GamePad tiene ventaja en Luigi’s Ghost Mansion y en Mario Chase, pero la pierde al jugar en Sweet Day o Metroid Blast. Esto se debe a que el diseño de cada atracción es único y específico, algo que va a favor de la variedad pero que en ciertos casos puede dañar severamente la experiencia de juego, pues ante una reducida cantidad de individuos, el entretenimiento es menor. Dicho de otro modo y resumido, no recomendamos jugar con menos de 4 personas.

Los juegos se presentan como curiosas distracciones por medio de portales que se concentran en un pequeño espacio virtual, y accedes a ellas recorriendo el lugar a pie con tu Mii, o simplemente eligiéndolas directamente desde un menú. El problema es que todo, desde que comienzas el recorrido hasta que repites una y otra vez las actividades, se guía por la tediosa y por demás exasperante explicación de Monita, un robotizado personaje que carece de carisma. Por lo demás, el lugar peca de estrecho, y al inicio se nota un tanto estéril, aunque con una estética colorida y llena de personalidad; sin embargo, una vez que comienzas a participar en los minijuegos recibes premios con los que puedes decorar cada rincón y terminar con un escenario repleto de vida y movimiento.

Y sin más rodeos, vayamos a las descripciones del catálogo recreativo:

The Legend of Zelda: Battle Quest

Four Swords fue un buen experimento para adaptar la mecánica de The Legend of Zelda a multiplayer, y más de uno estaría conforme si Nintendo hubiera repetido el esquema en esta colección; afortunadamente no fue así y creó una nueva aventura cooperativa. La idea es que 5 jugadores se pongan la túnica de Link y combatan interminables oleadas de Moblins al más puro estilo de Hyrule; lo que sucede es esto: quien tiene el GamePad lo usa para simular un arco y los otros usan espadas simuladas por el Wii Remote. Los enemigos siempre son los mismos, si acaso con variaciones mínimas en su armamento, y si juegas a solas corres el riesgo de ser aniquilado en segundos, aunque al final, la experiencia funciona.

Metroid Blast

Inspirado en las aventuras de Samus Aran en el GameCube, Metroid Blast es una de las atracciones más complejas del repertorio, tanto en contenido como en controles. Y es que de entrada ofrece 2 facetas muy distintas, en la del GamePad puedes surcar los aires con una pesada y lenta aeronave muy difícil de manejar, y en tierra utilizas Wii Remote y Nunchuck a modo de Metroid Prime, con todo y posibilidad de convertirte en Morph Ball para desplazarte a mayor velocidad. Sin importar tu elección, debes enfrentar 3 tipos de desafío: uno de supervivencia contra batallones de contrincantes, otro en el que la nave pelea contra los otros 4 jugadores, y uno más en el que juntos luchan contra un jefe. Sobra decir que hace falta mucha estrategia, comunicación y coordinación entre los participantes, en especial porque la dificultad escala.

Animal Crossing: Sweet Day

Aquí, 4 jugadores hacen uso del Wii Remote para controlar, al mismo tiempo, hambrientos personajes cuyo cometido es devorar dulces esféricos repartidos en una granja. Cada quien anda por su cuenta y recolecta cuanta golosina le sea posible, aunque también se debe trabajar en equipo, ya que hay muchos caramelos que sólo pueden alcanzarse cuando hay más de un miembro del equipo en la cercanía. La idea es devorar todos los repartidos en el mapa hasta ganar, la complicación es que el quinto jugador toma el GamePad para dominar a 2 guardias que estarán al acecho para evitar que los golosos ladrones se roben todo el botín. El reto para el portador del GamePad es dividir su mente en 2 y poner a prueba su coordinación mano-ojo, pues tendrá que controlar a ambos vigilantes al mismo tiempo (uno con cada stick).

Balloon Trip Breeze

Como dijimos, no todo es interacción con otras personas, así que si prefieres un rato de soledad y de paso relajarte un poco, esta actividad es idónea. La misión es utilizar la pantalla táctil para empujar a tu Mii que cuelga de un globo, llevándolo entre toda clase de obstáculos y enemigos, y evitar que el esférico se reviente. Mientras el GamePad te permite ver de cerca al personaje, en el televisor se muestra el panorama completo, así que la tarea es estar al pendiente de ambas pantallas, lo que resulta una labor extenuante, pues toma tiempo y mucha práctica acostumbrarse a la alternancia.

Yoshi’s Fruit Cart

Otro gran ejemplo de la experiencia asimétrica es esta breve aventura que vives en compañía de Yoshi, donde tienes que recoger frutas de un camino mientras guías una carreta entre obstáculos y peligros; lo interesante es que sólo puedes ver la ruta en el GamePad, mientras que los frutos se despliegan únicamente en el televisor. Para ser justos, aún si plantea una idea estimulante para la materia gris, en la práctica no es muy divertido, y en nuestra opinión, tiene más mérito por su originalidad, que por su atractivo.

Octopus Dance

No podía faltar el elemento musical, así que Nintendo decidió incluirlo en la forma de Octopus Dance, cuya naturaleza exige que sigas el ritmo y repitas con los brazos de tu Mii los pasos que te piden, mientras suena la melodía. Al superar retos la dificultad aumenta considerablemente, tanto, que en un punto el avance se logra más por dedicación que por coordinación, pues en ocasiones las pantallas se invierten, se colocan en espejo o de plano aparece un pulpo para obstruir la visión con su tinta. Lamentablemente, la música no es muy pegajosa y después de un tiempo, la frustración te lleva a dejar de jugar.

« Primera |« Anterior |1 |2 |Siguiente » |Última »
Muy Bueno
8.0
 

77

Ficha del Juego

Nintendo Land

Wii U

por Nintendo

18 / Noviembre / 2012

Sitio Oficial »

MÁS REVIEWS