Nolan Bushnell: Microsoft arruinó el anuncio del Xbox One

Fundador de Atari defiende los intercambios

Por Rodrigo Villanueva El 4 de julio a las 12:58

Aunque hace algunos meses predijo el triunfo de Microsoft en la nueva generación, Nolan Bushnell, fundador de Atari, ahora piensa que la compañía echó a perder las cosas con su intento de convertir todo en un servicio de préstamo.

"Lo echaron a perder por completo.", señaló Bushnell. "Cuando escuché algunos de sus anuncios y los análisis, sólo movía la cabeza diciendo: '¿En qué demonios están pensando?' Obviamente eso no iba a funcionar.", añadió.

Bushnell dijo que Microsoft tenía miedo de vender las cosas a causa de la piratería y por eso intentaba promover la renta digital, pero aclaró que el intercambio físico de bienes y videojuegos es parte esencial de la industria, pues le permite a varios segmentos del mercado tener acceso al entretenimiento interactivo.

"Todo lo quieren en la Nube, quieren rentarte las cosas, no vendértelas. Y cuando miras algunos detalles de sistemas y procesos, a ellos no les gusta el software como objeto porque es muy fácil de robar.", continuó Bushnell. "De hecho, considero que los intercambios son buenos y traen más dinero (...) pienso que un juego de $50 dólares es retrógrada. Hay mucha gente que no puede pagar $50 USD por un juego. Así que la alternativa siempre ha sido: si no puedes pagar un par de jeans nuevos, vas y compras unos usados, y lo mismo aplica a los juegos."

Bushnell dijo además que quien compra un juego nuevo y luego lo revende, tiene dinero extra para volver a comprar otro título nuevo, así que al final dicha práctica es positiva.

En información relacionada, Andrew House, presidente de Sony Computer Entertainment, aclaró que su compañía nunca consideró regular el intercambio de juegos y destacó lo mismo que Bushnell. "Las tiendas te dirán que buena parte del valor de un intercambio se repone inmediatamente con compra de juegos nuevos."

Pero volviendo al tema del Xbox One, Microsoft terminó por revertir sus políticas de restricción a la luz del enérgico rechazo del mercado.

MÁS NOTICIAS