Final Fantasy VII Remake es mucho más que simple nostalgia

Asistimos a una demostración privada y platicamos con Yoshinori Kitase


Final Fantasy VII es uno de los clásicos icónicos de los videojuegos y es lógico que las expectativas por su próximo remake estén por los cielos. El pasado Lunes pudimos ver un trailer de gameplay que nos dejó no sólo satisfechos sino sorprendidos y con ganas de tenerlo en nuestras manos de inmediato. Afortunadamente, en el marco del E3 2019 tuvimos la oportunidad no sólo de ver un demo exclusivo sino que pudimos jugar la pelea contra el primer jefe del juego.

En la demostración guiada nos enseñaron el principio del juego, y desde el inicio las gráficas lucen sorprendentes. Ver la icónica escena en la que el tren llega a Midgar es realmente genial y nos da una idea de la calidad gráfica que podremos ver a lo largo del juego, que por cierto estaba corriendo en un PlayStation 4 Pro, así que pude ver algo muy cercano a la versión final. Desde la escena inicial es aparente que el Remake no se limitará sólo a ser una calca del título original, sino que nos entregará una nueva forma de contar la historia, ya que muchos momentos que en el juego de 1997 eran irrelevantes, en esta reimaginación están representados con pequeños momentos cinemáticos que enriquecen muchísimo la experiencia. Por ejemplo, tras la llegada del tren a Midgar, el juego no se limita a mostrar al protagonista saltando del tren, sino que Barret y compañía revisan rápidamente el vehículo de manera cinemática para después ser atacados por un grupo de soldados de los que Cloud tendrá que defenderlos. El juego está lleno de estos pequeños momentos acompañados por movimientos de cámara que le dan mucho carácter al juego y que ayudan a que personajes que en el original eran un poco insignificantes cobren más vida, relevancia y se vuelvan más interesantes y muestren su personalidad que resalta gracias a que todo el juego cuenta con actuación de voz.

En esta parte del juego pudimos apreciar detalles hechos especialmente para los fans, como en una parte que una pluma cae y desata un recuerdo en Cloud que es acompañado por 3 notas del icónico tema de One Winged Angel. Ese tipo de detalles son muy emocionantes, totalmente bienvenidos y ayudan mucho a establecer el tono, pues incluso quienes nunca jugaron el título original podrán apreciar estos motivos que ayudan a establecer personajes.

Muchas partes del mapa que pudimos ver tienen una distribución muy similar a la del primer juego, lo que nos deja ver que a pesar de ser un título diferente en muchos sentidos, en otros mantendrá su esencia.

Durante toda esta parte pudimos ver el combate en acción, que es uno de los puntos que más preocupación causaba, pues sabemos que el modo de batalla del juego original dependía totalmente de un sistema por turnos basado en pausas y estrategia, algo que a Square Enix dejó de interesarle hace mucho en favor de un combate más dinámico y lleno de acción. Pues debo decir que después de ver y jugar una parte del Remake quedé muy sorprendido con el combate, pues al parecer, después de muchos intentos, los desarrolladores al fin pudieron descifrar cómo mezclar lo mejor de ambos mundos en un modo de pelea que es dinámico y estratégico a la vez.

El ATB no ha muerto
El ATB no ha muerto

Como en cualquier juego de acción, para golpear a tus enemigos deberás apretar un botón que desata el ataque principal. Con cada golpe irás llenando una barra que, una vez completada, te permitirá ralentizar el tiempo y escoger diferentes habilidades especiales y magia para curarte o dañar a tus enemigos. Este sistema funciona perfectamente pues podrás cambiar de jugador al momento, o simplemente darle órdenes para que haga cosas mientras tú continúas con la batalla.

Tras la demostración nos permitieron jugar la batalla contra el primer jefe y sentir el combate con nuestras propias manos y en realidad se siente bastante amigable y bien pensado. Cambiar entre personajes es rápido y usar sus habilidades es cómodo. La batalla requirió algo de estrategia, pues Cloud es bueno en combate cercano, mientras que Barret se especializa en atacar enemigos a la distancia, lo que fue especialmente útil cuando el enemigo se apartaba del campo de batalla y la única manera de dañarlo era mediante balas y proyectiles. En un punto de la pelea el jefe utilizó barrier, lo que lo hizo invulnerable a cualquier ataque fuera de un pequeño punto débil localizado en la parte de atrás que resultaba accesible sólo para Cloud quien después de golpearlo en repetidas ocasiones quedó inmovilizado para que Barret lo rescatara con un golpe especial. Aparte de la barra de vida, los enemigos tienen una barra de aturdimiento que se va llenando con cada golpe, y al completarse te permite hacer hasta 160% más de daño, lo que puedes aprovechar perfectamente para desatar tu Limit Break, un golpe fulminante que te ayudará enormemente a acabar con tus enemigos.

El cameo de Rex
El cameo de Rex

Pero a pesar de que quedé gratamente sorprendido por este demo, hay cosas que me preocupan un poco, como la ausencia de encuentros aleatorios, que no es que me gustara en la primera versión, pero te proveían de una fuente ilimitada de enemigos para farmear, lo que te permitía subir de nivel para enfrentarte a enemigos más difíciles y hacían del juego original algo adictivo, pues para muchos de nosotros hay algo atractivo en la compulsión de repetir tareas simples una y otra vez para ver resultados inmediatos. Espero que al final haya una forma de enfrentarse a oleadas de enemigos para hacer experiencia y farmear por horas.

De acuerdo con Yoshinori Kitase, director del juego, esta primera entrega constará de 2 Blu-ray llenos de contenido que sólo abarcaran la primera parte del juego en Midgar y hasta el momento hasta Square Enix mismo desconoce cuántas entregas se necesitarán para darnos el juego completo.

La verdad, lo que pude ver hasta el momento de Final Fantasy VII Remake no sólo me encantó, sino que me dejó salivando y con ganas de jugarlo más. En verdad no puedo esperar al 3 de marzo para poder disfrutar de este título en su forma final y vivir esta nueva forma de contar la historia de Cloud, Tifa, Sephiroth, Aerith y compañía.

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos