El futuro de Alan Wake y Quantum Break depende de Microsoft, según Remedy

El estudio lamenta no tener el control de sus IP

El futuro de Alan Wake y Quantum Break depende de Microsoft, según Remedy

El estudio lamenta no tener el control de sus IP

Durante la última década los fans de Xbox tuvieron la oportunidad de jugar títulos exclusivos desarrollados por Remedy Entertainment: Alan Wake y Quantum Break. Aunque hay varios jugadores pidiendo la secuela de estas franquicias, parece que pasará mucho tiempo para ver estos sueños hacerse realidad.

Remedy tuvo una charla con GamesIndustry.biz sobre su próximo juego, Control, la primera IP que realmente le pertenece. Durante la plática, el estudio lamentó no tener los derechos de distribución de juegos como Alan Wake y Quantum Break, ya que, de acuerdo con las declaraciones, Microsoft debe decidir si se realizan, o no, las secuelas de estas franquicias.

El director general de Remedy, Tero Virtala, comentó que la compañía tenía la intención de crear una franquicia a largo plazo con Quantum Break y Alan Wake, logrando tejer una gran narrativa con personajes importantes. Sin embargo, parece que Microsoft no está interesado en continuar con estos juegos.

"Considerando nuestra historia, Alan Wake fue realmente interesante, pero fue una colaboración con Microsoft. Debido a ciertas razones, nunca tuvo una secuela", dijo Virtala. "Además, en Quantum Break pusimos mucho esfuerzo en crear el mundo, los personajes, la historia, pero aun así es una IP de Microsoft. La empresa decidió no llevarla más lejos. Si nosotros tuviéramos las IPs, estaría en nuestras manos decidir de qué manera continuaremos con ellas y tomaríamos todas las decisiones creativas".

Es probable que Alan Wake y Quantum Break no tuvieran el éxito comercial que la compañía esperaba, pero está claro que tienen una base de fans que piden a gritos una secuela. Recordemos que Alan Wake 2 estaba en desarrollo, pero Microsoft prefirió descartar el proyecto porque no le veía potencial, y fue ahí cuando Remedy tuvo que crear Quantum Break, un juego que tenía la intención de impulsar el plan transmedia de la empresa. La mala noticia es que, cuando fue lanzado, la división de televisión de Microsoft ya había pasado a mejor vida.

El caso de Alan Wake es extraño. El estudio ha asegurado muchas veces que tiene los derechos de la IP y que lo único que buscan es un socio para realizar una segunda parte. Sin embargo, esta ocasión Virtala dio a entender que los derechos de distribución todavía le pertenecen a Microsoft.

En los últimos años Microsoft y Remedy han tenido una serie de declaraciones que dejan más preguntas que respuestas. En 2016, el jefe de Xbox, Phil Spencer, dijo que, después del lanzamiento de Quantum Break, estarían abiertos a continuar con la historia de Alan Wake, sólo necesitaban que Remedy estuviera dispuesto a desarrollar la secuela. Más tarde durante ese mismo año aseguró que estaban interesados en Alan Wake 2, pero que "el desarrollador debe querer hacer el juego", dando a entender que el estudio no estaba muy interesado en crear la secuela.

Mientras tanto, en 2015 el director creativo de Remedy, Sam Lake, comentó que Microsoft no tenía ningún interés en apoyar este proyecto. Después, en 2017, Lake explicó que Alan Wake 2 no estaba en desarrollo porque no tenían un concepto que les convenciera por completo.

Quizá pase más tiempo antes de ver una secuela de Alan Wake, pero está claro que el famoso escritor aparecerá en algún momento. Teniendo en cuenta que Microsoft está trabajando con diferentes estudios internos, es probable que el juego llegue a múltiples plataformas de la mano de un nuevo socio, sin embargo, lo mejor será esperar hasta que existan detalles reales.

Encuentra más información de Alan Wake aquí y no te olvides de darle un vistazo al pasado con Quantum Break en este link. También encontrarás información de Control, el próximo juego de Remedy, en este enlace.

SIGUE LEYENDO

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos