Review

Sackboy: A Big Adventure

Diversión sin mucho encanto
LEVELUP 7.5 Regular

PROS:

Un plataformero bien diseñado

Buen nivel de reto y curva de dificultad apropiada

Los escenarios van presentando nuevas ideas

Una banda sonora familiar y divertida

CONS:

Tiene personalidad, pero su encanto es insuficiente para sobresalir

Es necesario jugar el cooperativo para terminarlo al 100%

La música es buena, pero varios temas pierden la oportunidad de dar personalidad al juego

Sackboy es uno de los personajes más emblemáticos de Sony y es que desde el estreno de LitttleBigPlanet en PlayStation 3, muchos lo han visto como una de las mascotas de PlayStation. Ya sea que lo consideres así o no, podemos estar de acuerdo es que no su potencial no estaba explotado por completo. LitttleBigPlanet es una serie creativa y llena de posibilidades, pero hay mucho más que se pudo hacer con su mundo.

Por suerte, alguien dentro de Sony reconoció el potencial y decidió que Sumo Sheffield, uno de los estudios de Sumo Digital, debía desarrollar una nueva aventura de Sackboy, alejada de los sistemas creativos de LittleBigPlanet. El resultado fue Sackboy: A Big Adventure, un plataformero que llegó como título de lanzamiento de PlayStation 5 y una de las cartas de despedida para PlayStation 4.

Igual que LittleBigPlanet, Sackboy: A Big Adventure luce como un título de plataformas entretenido y personalidad, pero, ¿logra ir más allá? ¿Acaso le alcanza para conseguir un lugar cerca de los grandes del género? Quédate con nosotros para que veas qué debes esperar.

Sackboy: A Big Adventure es un plataformero 3D que lleva a la mascota de LittleBigPlanet a una aventura que a los fans de los plataformeros les recordará mucho a Super Mario 3D Land y Super Mario 3D World. Lo decimos ya que igual que a este par de juegos desarrollados por Nintendo, se trata de un título de plataformas en el que puedes moverte en 8 direcciones diferentes en mundos que albergan enemigos, coleccionables, sorpresas y diferentes tipos de retos.

Lo dicho en el párrafo anterior se puede inferir con ver cualquier video de Sackboy: A Big Adventure, entonces vamos a la verdadera pregunta, ¿qué tal está? Podemos resumirlo en que Sumo Sheffield logró entregar un producto con un buen nivel diseño de niveles y mucha diversión. Hasta por momentos da la sensación de que el estudio dio un vistazo a atrás para tomar unas cuantas lecciones de lo que compañías como Rare, Retro Studios y Nintendo han logrado en sus sagas, pero sin que esto quiera decir que se limitaron a hacer una imitación barata de sus clásicos.

A lo que me refiero es a que Sackboy: A Big Adventure se siente como un descendiente de esa escuela de diseño que se esfuerza por introducir conceptos poco a poco al jugador. Esto se hace con 2 objetivos: el primero es que la experiencia nunca se vuelva sobrecogedora y que pueda ser accesible para cualquiera. La otra es hacer que las sorpresas caigan a cuentagotas para que siempre haya algo nuevo y evitar que se vuelva repetitivo.

Estamos hablando de un plataformero que hace muy bien ese trabajo. Los niveles constantemente presentan nuevas ideas que te retarán. Una vez que las dominen se combinarán con otros conceptos para así crear desafíos de plataformas que te mantengan interesado de principio a fin. Esta calidad se traslada a la curva de dificultad, la cual va a aumentando con un ritmo que permite que el reto siempre exista, pero nunca es frustrante. Algo que debes considerar es que completarlo no será sencillo, ya que existen un montón de coleccionables y secretos. En este sentido, puede ser un deleite para los entusiastas de los collectathon.

Sackboy tiene herramientas que lo ayudan en su aventura
Sackboy tiene herramientas que lo ayudan en su aventura

Sackboy se controla bien y tiene una variedad de movimientos a su disposición ―como rodar o flotar por algunos segundos― a los que les sacarás provecho. Se siente como un paso adelante en comparación a como se controlaba en LittleBigPlanet y, aunque no puedo negar que me gustaría que fuera un poco más rápido, el control del personaje es preciso y eso es lo más importante en un juego de plataformas.

Ahora, que Sackboy: A Big Adventure esté bien diseñado no quiere decir que sea un plataformero glorioso. Por lo menos en plataformas PlayStation se trata de uno de los mejores exponentes del género; sin embargo, se queda corto al ser comparado con los grandes. Durante mis más de 10 horas con él la pasé muy bien, pero nunca sentí la magia ni el asombro que este género suele transmitir cuando está bien hecho.

Sackboy: A Big Adventure es una experiencia que se puede disfrutar en cooperativo con hasta para hasta 4 jugadores. Otros proyectos nos han demostrado que plataformeros de este estilo funcionan muy bien en compañía y el proyecto se Sumo Sheffield no es la excepción. Se convierte en una de esas experiencias que, en compañía, te sacan risas, ya sea por ver la torpeza de tus compañeros o por competir contra ellos por ver quién consigue más puntos, ya que al final de cada nivel se premia al mejor jugador.

"Nunca sentí la magia ni el asombro que este género suele transmitir cuando está bien hecho."

Para sacar provecho del elemento cooperativo, Sackboy: A Big Adventure incluye algunos niveles enfocados en él. Son escenarios que están diseñados alrededor del trabajo en equipo y están repletos de retos donde tienes que arrojar a tus compañeros, ayudarlos a empujar objetos, entre otros retos. Lamentablemente nos encontramos en la era del distanciamiento social y muchos no podrán completar estos niveles, o por lo menos no hasta que llegue el cooperativo online. Cabe mencionar que son necesarios para completar 100% el juego.

El que me parece el más grande problema de Sackboy: A Big Adventure es que, aunque tiene personalidad, su encanto es insuficiente como para sobresalir. La dirección de arte es atractiva y concisa, pero también tiene el problema de ser plana y un tanto aburrida. Casi todo lo que nos encontramos en un nivel bien podría tener hogar en un montón de plataformeros que llegaron antes y que no dejaron marca. Algo similar puede decirse de las mecánicas de juego y el diseño de niveles. Todo está bien hecho; hay variedad en los niveles y existe un claro esfuerzo por lograr que la experiencia se mantenga fresca. Tristemente, nunca logra dar ese paso para convertirse en una aventura que deje de ser un viaje divertido, para volverse en una expedición memorable.

Este último punto se conecta con su banda sonora, la cual me dejó con sensaciones mixtas. Por un lado está bien trabajada y tiene temas genuinamente buenos y pegajosos. Por el otro, en ocasiones hace poco por ayudar a Sackboy a encontrar una personalidad bien definida, lo que termina restando de la experiencia.

Lo que pasa es que entre las canciones de Sackboy: A Big Adventure hay covers instrumentales de temas muy populares, así como niveles que giran alrededor de canciones de licencia. El problema es que su presencia nunca se justifica de forma temática o mecánica, ¿qué rayos hacen en el juego? Sé que ya es tradición en LittleBigPlanet, pero Sackboy no es un homenaje a la música pop ni nada por el estilo. Tampoco tienen una conexión con los niveles o la temática del juego. Se pudo trabajar para que Sackboy fuera un nuevo inicio en la historia de LittleBigPlanet al crear algo diferente que aprovechara el enorme talento de su equipo musical.

Buenas ideas y una curva de dificultad bien aplicada
Buenas ideas y una curva de dificultad bien aplicada

En el apartado de presentación, Sackboy: A Big Adventure es un juego que cumple. La dirección de arte en la que predominan objetos que parecen sacados de manualidades lucen bien y en ningún momento se sienten restringidos por el hardware. Por otro lado, el desempeño resulta ser adecuado, por lo que hablamos de una experiencia bonita y fluida. Eso sí, carece de efectos visuales que te sorprendan y te dejen con la boca abierta, pero, ¿acaso los necesita? Mientras se cumpla la visión que tiene la dirección de arte es más que suficiente.

Quiero dejar claro que probé la versión para PlayStation 4 de Sackboy: A Big Adventure. Esto quiere decir que no pude ver si aprovecha el DualSense de alguna manera o si tiene gráficos despampanantes gracias al nuevo hardware. Lo que esto me permite asegurar es que la versión para PlayStation 4 es de calidad y nunca tuve el deseo de estar disfrutando la versión next-gen. Así pues, si todavía te falta para dar el salto a la nueva generación, quédate tranquilo.

Igual que otros plataformeros, Sackboy: A Big Adventure cuenta con una historia que es extremadamente sencilla y sólo funciona como un pretexto para que el pequeño héroe tenga que emprender en una aventura. Al final resulta ser una narrativa efectiva para lo que busca, ya que en ningún momento estorba y el juego se puede disfrutar sin prestarle atención. Por otro lado, resultará satisfactoria para quienes sí le dediquen tiempo, ya que tiene un poco de humor blanco con juegos de palabras. También tiene personajes simpáticos de los cuales disfrutarás la compañía, aunque probablemente no se queden en tu corazón.

Sackboy: A Big Adventure un plataformero divertido, pero lejos de la gloria

En un mundo donde los plataformeros parecían estar olvidados por varios de los grandes distribuidores, Sackboy: A Big Adventure llega como una propuesta bien hecha y entretenida, la cual demuestra que es un género que merece más. Hay que dejar de pensar que el público infantil sólo merece productos desabridos y apoyar la creación de aventuras de plataformas que puedan divertir a público de todas las edades y crear momentos mágicos en familia.

Como dije, Sackboy: A Big Adventure es un plataformero bien diseñado y tiene los argumentos suficientes como para ganarse un lugar en tu colección. Dicho esto, su calidad tampoco es tan grande como la de otros exponentes del género y su falta de encanto le pasará factura. Luce bien; se juega bien, pero no pasa de eso.

Muchas de mis quejas están ligadas a su herencia de LittleBigPlanet. Por eso entiendo por qué Sumo Sheffield hizo lo que hizo y sé que son lo que los fans esperan. No obstante, considero que son decisiones creativas que se prestaban para un juego donde la creatividad del jugador era un punto crucial. Ahora que es una aventura sólo para consumir y no para crear, estos elementos restan y entregan un producto plano que da la sensación de que pudo ser mucho más.

En pocas palabras: Sackboy: A Big Adventure es un juego divertido y va a agradar hasta a los fans de los plataformeros más exigentes. ¿Pudo ser mucho más? Sin duda. ¿Sumo Sheffield hizo un buen trabajo y debería poder desarrollar una secuela? También.

Sackboy: A Big Adventure está disponible en PlayStation 5 y PlayStation 4 desde el pasado 12 de noviembre. Puedes saber más sobre él en nuestra ficha.

¿QUÉ TE PARECIÓ Sackboy: A Big Adventure

?

3 Usuarios han calificado este juego. Danos tu opinión.

3 Usuarios han calificado este juego.

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Malo

Regular

Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

2.7

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos