Review

Contra: Operation Galuga

Un clásico que busca recuperar sus viejas glorias
LEVELUP 7.2 Regular

PROS:

Transmite la sensación de estar jugando un arcade

El control es bueno y responsivo

La dificultad puede regularse

Modo para 4 jugadores

Hay referencias y detalles que te harán soltar una lagrimita

CONS:

Diseño artístico sin alma

A nivel técnico parece un juego de hace 2 generaciones

Algunos niveles son planos y con pocas sorpresas

Falta variedad en los niveles

Algunas habilidades facilitan mucho las cosas

Hay sagas que nos marcan de por vida por su historia, diseño y música, pero también está el caso de los juegos que recordamos por su alta dificultad. En generaciones actuales, entregas como Dark Souls y Cuphead han alcanzado este estatus y en el pasado pasaba algo similar. Battletoads, Ninja Gaiden, Mega Man y Contra, tenían ese rango elite que ponía a prueba tu habilidad como jugador, pero sobre todo, tu nivel de tolerancia a la frustración. Estas leyendas del gaming comienzan a quedar en el olvido y, al menos con Contra: Operation Galuga, Konami trajo un poco de aquellos buenos y dolorosos tiempos.

Este reboot pretende tomar lo mejor de cada entrega y presentar una nueva aventura con corte clásico. Lo cierto es que ni es tan “clásico”, porque agrega algunos cambios que cambian la experiencia y se amolda a todo tipo de jugadores. Entonces, ¿es un buen regreso o un intento fallido de revivir viejas glorias? Te lo cuento en esta reseña.

Esencia y sustancia

Revivir a los muertos es un tema delicado en los videojuegos, sobre todo porque el esfuerzo puede ir dirigido a un público que ya no juega videojuegos o está ocupado con la vida real. Levantar una franquicia que lleva olvidada muchos años implica un esfuerzo de fondo que tal vez no rinda frutos y corre el riesgo de confirmar que efectivamente, ya nadie la recuerda. Contra: Operation Galuga sabe que está nadando contra corriente y se esfuerza en recrear la sensación de estar jugando un clásico. Eso sí, con los cambios necesarios para que la experiencia se adapte a todo tipo de jugador.

La fórmula es la misma de siempre: debes correr y disparar en medio de niveles repletos de enemigos, balas y todo tipo de peligros. La adrenalina brota a través del control cuando la pantalla se satura de elementos y tienes que ingeniártelas para sobrevivir con tus disparos. Antes, un toque representaba una valiosa vida perdida, pero en Contra: Operation Galuga, eso puede cambiar. Al iniciar tu partida puedes elegir la dificultad y uno de 2 modos. El primero es el modo clásico donde pierdes una vida con cada impacto, así que la experiencia es similar a la de siempre. El otro modo hace las cosas mucho más fáciles, ya que hay una barra de vida que permite soportar 3 impactos por vida. También tienes la ventaja de conservar las armas que obtuviste, así que podrás volver a la acción en ese instante.

De esta forma, Konami deja opciones para regular tu sesión de juego y pasar un rato más relajado con menos dificultad; o la experiencia arcade pura y dura, como en los viejos tiempos. De entrada, esto da opciones para los nuevos jugadores o para quienes se cansaron de sufrir. Honestamente, recomiendo vivir la experiencia completa por lo menos en dificultad normal y sin barra de salud. Pruébalo, es adictivo y tu esfuerzo será bien recompensado cuando termines el nivel.

Contra: Operation Galuga se mantiene fiel a sus raíces
Contra: Operation Galuga se mantiene fiel a sus raíces

Corre, dispara y repite

La fórmula de Contra: Operation Galuga es la que muchos conocen: avanza, sobrevive y derrota al jefe. Lo que marca la diferencia es la manera en que llegas hasta el final y las herramientas que a tu alcance. Lo más simple es entender que puedes usar un doble salto, disparar, cambiar de arma y usar un impulso. Todo eso me recordó a Cuphead, que irónicamente es el tataranieto de Contra. Esto puede sonar como algo grave, porque pareciera que la nueva sangre le está dando clases al pionero del género, pero es un precio justo para intentar ampliar al público meta. Además, las preocupaciones terminan cuando te das cuenta de que Contra: Operation Galuga tiene algunas sorpresas

El diferenciador es que hay 8 niveles completos con algunas particularidades. Por ejemplo, hay niveles en los que usas una moto que cambia el ritmo del juego y en otros hay un formato vertical para subir o bajar por un escenario. También tendrás que tomar en cuenta la existencia de algunas herramientas únicas: los niveles de armas, las habilidades únicas y el sistema de sobrecarga.

Te explico. Cada vez que consigas 2 armas iguales subirán a nivel 2, esto cambiará sus propiedades como el daño, la velocidad, el rango y hasta los efectos, que estarán activos hasta que pierdas una vida. Cada arma puede sobrecargarse, lo que hará que desaparezca de tu inventario y haya una acción especial que puede llenar la pantalla de proyectiles o ralentizar a los enemigos. Esta acción parece inútil al principio, incluso olvidé su existencia, pero cuando me adapté, se convirtió en un botón de emergencia que me salvó en varias ocasiones.

El último elemento a considerar son las habilidades que puedes equipar al principio de cada nivel. Puedes canjearlas por puntos que obtendrás por el simple hecho de jugar. Hay algunas específicas por personaje que te permiten saltar más alto o flotar algunos segundos. También hay mejoras generales que dan una especie de ventaja, como iniciar con un arma específica o que todas las armas sean nivel 2 desde el principio. Aunque parezcan cambios menores, agregan variedad y son opcionales, así que si quieres más reto, puedes usar una sola o ninguna.

Las habilidades y los personaje agregan variedad a la fórmula
Las habilidades y los personaje agregan variedad a la fórmula

Contra el tiempo

Algo importante a considerar cuando compres el juego es que, a pesar de sus novedades, apela constantemente a la nostalgia, así que en algunos casos peca de simple, como los modos disponibles. El principal es el modo historia, que narra los sucesos con cinemáticas simples mientras superas cada nivel y te premia con algunas recompensas mientras vas progresando. Esta experiencia es para 2 jugadores, mientras que el modo arcade ofrece un modo para 4 jugadores simultáneos en modo local. Además, encontrarás un modo reto con diferentes objetivos por cumplir. Eso es todo lo que encontrarás, pero probablemente sea justamente lo que necesitas.

La intención de los desarrolladores de WayForward es entregar un juego como los de antes, donde la constante es el miedo a perder todas tus vidas y reiniciar el nivel o repetir un gran tramo del mismo, morir miles de veces en el mismo lugar o convertirte en experto y aprender el nivel de principio a fin. Esto está bien logrado, porque francamente, Contra: Operation Galuga es muy adictivo, la experiencia es valisa y se siente clásico a pesar de los cambios.

Mi queja más grande con esta entrega es que es gris en muchos aspectos, como si todo ese derroche de carisma y personalidad que vimos en entregas como Contra III: The Alien Wars o Contra 4 se hubiera quedado atrás. Contra: Operation Galuga tiene una dirección de diseño muy plana y sin chiste, y la calidad gráfica no ayuda. Es como ver un juego de hace 2 o 3 generaciones porque faltan texturas y los modelos de los personajes son burdos.

En el caso de los escenarios ocurre lo mismo, pues aunque de vez en cuando juega un poco con las perspectivas y el formato, la mayoría son lineales y se vuelven hasta aburridos. Se nota el esfuerzo por entregarnos un juego que nos llevara al pasado y fuera divertido, pero los sacrificios creativos para lograrlo son caros. Eso sí, verás que hay elementos sacados de juegos anteriores y muchas referencias que tratan de tocar tu corazón. Se agradece el esfuerzo por consentir a los fans, pero esos detalles no alcanza para tapar las carencias. Una cosa es retro y otra muy diferente que se vea viejo o desactualizado.

Esta sensación de que se llegó a un punto “aceptable” ocurre también con la música, que toma como referencia los temas originales pero no logra movernos fibras ni transportarnos al pasado. Simplemente cumple y transmite la atmósfera de película de acción con canciones muy similares entre sí.

Los jefes son lo mejor del juego, aunque parecen un poco más fáciles que antes
Los jefes son lo mejor del juego, aunque parecen un poco más fáciles que antes

Conclusión

Contra: Operation Galuga es una opción divertida para los que buscan un juego arcade de corte clásico. Para este análisis decidí usar un arcade stick y mejoró la experiencia por la distribución de botones, porque todo resultó más natural. Además del control y el sistema de juego, la opción multijugador le suma puntos, ya que es una buena experiencia para una sesión rápida con amigos.

A pesar de sus aciertos, Contra: Operation Galuga falla en su presentación y puede ser algo lento para nuevos jugadores. Se agradece el regreso de Contra a esta generación, pero me sorprende el descuido en los detalles para una leyenda que marcó un antes y un después en el género. Lo recomiendo si buscas un juego difícil y eres amante de lo retro pero no te molesta sentir que estás jugando algo de hace 15 años, a pesar de ser de nueva generación. Por cierto, no olvides usar el Konami Code.

Editorial: Gaming / Facebook / Twitter / YouTube / Instagram / Noticias / Discord /Telegram / Google News / MSN

¿QUÉ TE PARECIÓ Contra: Operation Galuga

?

1 Usuario ha calificado este juego. Danos tu opinión.

1 Usuario ha calificado este juego.

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Malo

Regular

Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

7

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Comentarios

 
 
  • Mejores

  • Nuevos

    Advertising
    Advertising