Organización acusa a Activision Blizzard de evasión fiscal

Un reporte presenta la compleja estructura corporativa de la compañía que opera en paraísos fiscales

Organización acusa a Activision Blizzard de evasión fiscal

Un reporte presenta la compleja estructura corporativa de la compañía que opera en paraísos fiscales

Por muchos años, la industria de los videojuegos pasó por debajo de los radares de las autoridades en ciertos rubros y era cuestión de tiempo para que el éxito financiero y de los modelos de negocio llamarán la atención de organizaciones y dependencias de Estado. Hoy, el escándalo se acerca a Activision Blizzard pues un reporte del Think Tank Tax Watch UK señala a la compañía por evasión fiscal y presenta la supuesta estructura corporativa que opera en paraísos fiscales, lo cual le permite evadir impuestos en distintos países.

El Think Tank británico Tax Watch UK, que expuso la situación fiscal de Rockstar en Reino Unido, presentó su reporte titulado World of Taxcraft, el cual señala las polémicas operaciones financieras y fiscales de Activision Blizzard de 2013 a 2017, donde se estima que envió más de $5 MMDD a paraísos fiscales en Bermuda y Barbados. Asimismo, la información, basada en documentos obtenidos por Tax Watch UK, refiere que la estructura corporativa de Activision Blizzard opera a través de subsidiarias ubicadas en las 2 islas nombradas anteriormente, así como en Malta y Países Bajos. La investigación del Think Tank inició tras analizar las disputas que Activision Blizzard ha tenido con las autoridades fiscales de Reino Unido, Suecia y Francia, quienes han detectado irregularidades en las operaciones y movimientos de la compañía y han iniciado procesos que podrían resultar en créditos fiscales, incluyendo multas y actualizaciones, que podrían costarle más de $1 MMDD.

De acuerdo con el reporte, Activision Blizzard opera mediante la venta de derechos de las propiedades intelectuales que tiene en Estados Unidos a una subsidiaria originaria de Países Bajos pero con residencia en Bermuda, ATVI C.V., y a otra subsidiaria en la misma situación que está ubicada en Barbados, ATVI International SRL. Ambas subsidiarias acuerdan la sublicencia de las propiedades intelectuales con Activision Blizzard International BV, subsidiaria ubicada en Países Bajos. Ya con el control de las IP, Activision Blizzard International BV se encarga de explotarlas fuera de Estados Unidos con operaciones que rara vez dejan ganancias. Sin embargo, Tax Watch UK señaló que de 2013 a 2017, Activision Blizzard International BV pagó más de $5MMDD en regalías, las cuales fueron transferidas a las subsidiarias en Bermuda y Barbados, operación que, en 2016 y 2017, registró ganancias por $476 MDD y $1100 MDD, respectivamente, por las que no se pagaron impuestos.

Asimismo, en cuanto al mercado europeo, Tax Watch UK señala que Activision Blizzard UK, sede de la compañia en Reino Unido, está en la mira de las autoridades británicas por irregularidades detectadas en sus operaciones y por la relación que guarda con Activision Blizzard International BV, la cual está registrada como una entidad que opera con riesgo, situación que permite, de acuerdo con las leyes británicas, que la sede de Reino Unido pueda delegar sus operaciones financieras a dicha subsidiaria de Países Bajos.

Por otra parte, el reporte también presentó información en torno a King, compañía que pertenece a Activision Blizzard y que se especializa en el sector móvil, donde ha obtenido muy buenas ganancias gracias a Candy Crush. Al respecto, la información sobre King muestra una estructura corporativa similar, la cual delega responsabilidades financiera y fiscales fuera de Suecia y Reino Unido, donde la compañía tiene presencia legal, lo que le permite pagar menos impuestos a través de una operación que tiene lugar con una subsidiaria ubicada en Malta.

Finalmente, el reporte indica que, si bien Activision Blizzard ha manifestado a sus inversionistas que se "defenderá con vigor" ante las problemáticas fiscales que presenta en diversos países, el resultado puede que no sea el esperado por aquellos que han puesto su dinero en la compañía norteamericana. En ese sentido, Tax Watch UK advierte que las cantidades que se han movido a paraísos fiscales son muy grandes y estas operaciones, evidentemente, no fueron rastreadas para generar impuestos, situación delicada que podría comprometer a la compañía ante las autoridades fiscales donde está sujeta a investigación.

Sigue con nosotros, en LEVEL UP.

Fuente

SIGUE LEYENDO

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos