¿Qué sigue para Rockstar Games?

El próximo juego del estudio es un secreto, pero su filosofía ya nos dice qué esperar


Gracias a juegos como Red Dead Redemption, Grand Theft Auto San Andreas y Bully, Rockstar se ha ganado un lugar muy especial en el corazón de miles de jugadores. El estudio se ha convertido en uno de los que más rumores generan y es que un importante sector de la comunidad gamer quiere saber cuál es el siguiente proyecto que lanzarán para el deleite de todos.

Hace unos días, la compañía realizó un movimiento que provocó mucha expectativa entre los fans que están sedientos por más de sus juegos: retiró el material promocional de Red Dead Redemption 2 que adornaba el frente de las oficinas de Rockstar North en Edimburgo, Escocia. Se trata de un movimiento que, a simple vista, dice poco, pero podría significar que el estudio estrella de la compañía está listo para dejar atrás esa aventura en el Viejo Oeste y dedicarse de lleno a su siguiente proyecto.

Lamentablemente, Rockstar Games suele ser una compañía que prefiere trabajar en secreto y guardar silencio sobre sus proyectos hasta que se siente lista. Así pues, lo que está haciendo permanece en completo misterio; de hecho, en los últimos años ha demostrado ciertas tendencias que nos sirven para entender el camino que podría tomar en el que sea su siguiente proyecto.

La nueva filosofía de Rockstar Games

Para intentar adivinar qué está cocinando Rockstar Games es importante entender cuál es su estrategia actual y la dirección que están tomando sus lanzamientos. A partir de esto podemos considerar y descartar opciones, puesto que en los últimos años han destacado por multimillonarias producciones que difícilmente rompen el molde al tomar algún tipo de riesgo.

Antes de lograr lo anterior, analicemos sus 2 proyectos más recientes: Grand Theft Auto V y Red Dead Redemption 2. Aunque en temática son juegos drásticamente diferentes, vienen de la misma raíz porque cuentan con un mundo abierto; una campaña enfocada en contar una historia y un modo multijugador online con soporte continuo.

Imagino que los próximos proyectos de Rockstar Games seguirán estos 3 puntos y no sólo porque hayan estado presentes en Red Dead Redemption 2 y Grand Theft Auto V. A lo que voy es que el mundo abierto y la campaña con historia parecen ser puntos esenciales de la fórmula de éxito de Rockstar Games y si un futuro proyecto carece de alguno de ellos, lo más probable es que los fans se decepcionen. Por otro lado, los ambiciosos modos online pueden convertirse en una verdadera mina de oro ―como ya lo demostró GTA Online― y se antoja muy difícil que Rockstar Games y Take-Two estén dispuestos a inventar la cantidad necesaria para un proyecto de esta magnitud sin tener la posibilidad de monetizarlo más allá de las ventas del lanzamiento original.

Los juegos más recientes de Rockstar tienen cosas en común
Los juegos más recientes de Rockstar tienen cosas en común

Esta tendencia de desarrollo tiene enormes contrastes con la manera en la que operó la compañía en la séptima generación de consolas. Curiosamente, algunos de los mejores casos para ejemplificar esta era se encuentran en sus entregas de Grand Theft Auto y Red Dead. Ambos juegos ―Grand Theft Auto IV y Red Dead Redemption― fueron aventuras en mundo abierto que crecieron con el lanzamiento de contenido descargable que los fans amaron. También contaban con funciones online que presentaban varios modos de juego, pero carecían de un enorme mundo consistente lleno de oportunidades para gameplay emergente. Por su parte, juegos como Max Payne 3, L.A. Noire y Midnight Club: Los Angeles reafirman el compromiso de crear contenido descargable single-player que parece haberse esfumado.

Para recapitular: los más recientes proyectos de Rockstar Games parece apuntar a que están interesados en hacer producciones con el sello del estudio y que puedan tener un componente online que se pueda monetizar a largo plazo con microtransacciones. Teniendo en cuenta que esta estrategia ha funcionado bien, considero que el próximo proyecto de la compañía debe tener, sí o sí, un importante componente online. Esto nos permite descartar algunas opciones y nos da ideas del camino que podrían tomar algunas franquicias muy queridas.

Rockstar y Take-Two no quieren dejar de nadar en dinero
Rockstar y Take-Two no quieren dejar de nadar en dinero

Opciones descartadas

Para empezar, podemos descartar que Rockstar esté concentrado en crear contenido descargable para Red Dead Redemption 2. Sí, hay un montón de rumores al respecto ―muchos ya se han comprobado como falsos― y a muchos les encantaría vivir una nueva aventura con Arthur Morgan, pero con Grand Theft Auto V, Rockstar nos demostró que sus planes son diferentes. También es evidente que la compañía ha puesto un empeño ejemplar en hacer que Red Dead Online siga creciendo con la llegada de nuevos modos de juego, la posibilidad de jugar póker y hasta la oportunidad de elegir una clase y progresar en ella. La tendencia nos hace creer que los equipos que siguen trabajando en Red Dead Redemption 2 están concentrados en ampliar su modo online y nada más.

Otra opción que descarto por completo es un nuevo Midnight Club. Somos los primeros en reconocer que a Rockstar le salió muy bien eso de las carreras callejeras, pero dudo que en la era actual haya espacio para un juego como éste en su catálogo. Lo que pasa es que parte importante de la experiencia de GTA Online está en sus carreras callejeras y seguido Rockstar las actualiza. Un nuevo Midnight Club competiría con parte de la experiencia de GTA Online, así que lo más lógico es pensar que cualquier posible esfuerzo para revivir la franquicia será destinado a pulir la conducción y las competencias en autos del componente online de Grand Theft Auto V o hipotéticas entregas posteriores.

Ni lo sueñes...
Ni lo sueñes...

Tampoco creo que el Rockstar actual esté interesado en un nuevo L.A. Noire, otro Manhunt o cualquier experiencia single-player que requiera mucho presupuesto para ser desarrollado. Estoy seguro de que ya puedes imaginar por qué, pero de todas formas lo diré: aunque los juegos de Rockstar venden millones de copias, es claro que el estudio quiere que sea posible monetizarlos más allá de su estreno Por lo mismo, descarto que dentro de la compañía estén trabajando en el relanzamiento o la remasterización de alguna de sus entregas, aunque existe la posibilidad de que se lo encarguen a una compañía como Virtuos o Panic Button.

Por último, está el sueño de muchos: que Rockstar lleve años trabajando en el regreso de AGENT. En caso de que no lo sepas, fue un proyecto anunciado como una prometedora exclusiva para PlayStation 3, pero que poco se supo sobre él después de su revelación. Lamentablemente, se antoja imposible que AGENT se haga realidad, o por lo menos con ese nombre, puesto que el año pasado Rockstar Games abandonó su marca registrada y con eso puso el último clavo en su ataúd.

Ideas que se antojan posibles

Pero entonces, ¿qué es lo más probable que esté haciendo Rockstar? El rumor que más fuerte suena en prensa, foros y otras comunidades es que Rockstar Games está trabajando en una secuela de Bully. En más de una ocasión se han filtrado supuestos artes conceptuales o ideas para el juego; sin embargo, hasta ahora ninguno lo suficientemente convincente como para hacernos pensar que en definitiva es el siguiente proyecto del estudio. Pese a lo anterior, la idea de que Bully 2 esté en planes no resulta del todo descabellado. De hecho, considero que los estándares actuales de tecnología permitirían que Rockstar entregara una secuela mucho más grande y ambiciosa que su antecesor al presentar un mundo abierto con una pequeña ciudad y una universidad con lujo de detalles. En ese lugar podría haber un montón de actividades ―desde jueguitos arcade hasta carreras en bicicletas o motos― que fueran las bases de un mundo persistente online con un sistema de progresión independiente a la campaña. Con esto, Rockstar tendría una manera de mantener enganchados a los jugadores a largo plazo y de paso monetizar el juego de manera constante después de su lanzamiento.

Otra idea lógica es que ya se esté cocinando el siguiente Grand Theft Auto. Recordemos que la versión original de Grand Theft Auto V debutó en septiembre de 2013, por lo que ya van a ser 6 años sin que tengamos una nueva entrega de su serie más popular. Si bien la compañía relanzó este juego en 2 ocasiones ―para consolas de actual generación y PC― y también dedicó muchos recursos de desarrollo a Red Dead Redemption 2, sería muy extraño que el próximo Grand Theft Auto no haya pasado ya la fase inicial de planeación. Eso sí, hay que tener en cuenta que es imposible que más de 100 millones de copias vendidas y miles de millones de dólares generados en microtransacciones pasen desapercibidas y por lo tanto espero que GTA VI siga el molde de GTA V y GTA Online. Eso sí, en caso de que Grand Theft Auto VI sea el próximo lanzamiento de Rockstar, imagino que en unos años estará en consolas de siguiente generación.

También hay que tener en cuenta que Rockstar no sólo vive de secuelas y es posible que desde hace tiempo estén preparando una experiencia completamente nueva. Después de todo, hay razones para creer que están trabajando en múltiples proyectos de siguiente generación y sería extraño que sólo estuvieran concentrados en Grand Theft Auto y Red Dead Redemption.

Un nuevo Bully se antoja posible
Un nuevo Bully se antoja posible

Rockstar Games no se puede olvidar de los fans

Adivinar exactamente qué es lo que sigue para Rockstar Games resulta imposible, en especial cuando se trata de una compañía tan hermética. Lo que es más fácil ―y fue precisamente lo que acabamos de hacer― es revisar el historial reciente de la compañía para encontrar lo que ella considera importante, pero, ¿qué hay de los fans?

No es ningún secreto que, pese al éxito en ventas de Red Dead Redemption 2 y las sustanciales mejoras que ha recibido su online, Red Dead Online no ha alcanzado las alturas de Grand Theft Auto Online. De este modo, resulta evidente que tomar una franquicia establecida, hacer un nuevo juego y meterle un sistema online es insuficiente para transformarlo en una máquina de imprimir dinero.

A partir de ahí podemos ver que lo que sigue para Rockstar Games es escuchar a los fans. Por fortuna, parece que no es un consejo que tenga que leer de mi pluma, puesto que últimamente ha mostrado que presta atención a lo que los fans quieren y a lo que les gusta. Como ejemplo tenemos la llegada del ansiado casino de Grand Theft Auto Online, así como el sistema de roles de Red Dead Online. Así, no nos queda más que esperar a que esta tendencia se repita y que veamos lo mismo en el que sea su siguiente proyecto.

Tú, ¿cuál crees que sea el próximo proyecto de Rockstar Games? ¿Qué debe tener para que te sorprenda como otros lanzamientos de la compañía? Comparte tu opinión en los comentarios.

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos