Review

Mass Effect Legendary Edition

El testamento de una de las mejores trilogías del gaming
LEVELUP 9 Excelente

PROS:

Cierra la brecha que separaba al primer Mass Effect de los siguientes juegos

Las mejoras visuales hacen que el juego luzca entre bien e impresionante

Buen desempeño en los cuadros por segundo que hace disfrutable la experiencia

Los cambios en el primer juego lo vuelven más accesible

Mass Effect te engancha y, cuando menos sientes, ya vas en Mass Effect 3

Respeto por la esencia de la trilogía original

CONS:

Interfaz de usuario nada intuitiva

Mejoró el manejo del Mako, pero no el diseño de sus misiones

En ocasiones, el sistema de cobertura te dará problemas

Editorial: Gaming / Facebook / Twitter / YouTube / Instagram / Noticias / Discord / Foros

Hablar de Mass Effect, al menos de la trilogía original, es hacerlo sobre un producto que, sin lugar a dudas, es una de las mejores obras de ciencia ficción de los 21 años que llevamos del Siglo XXI y considero que fácilmente puede serlo también en el listado de todos los tiempos. Sí, la obra de BioWare trasciende los videojuegos y fue una de las que demostró en su momento el potencial que tenía el medio para crear universos, narrativas y experiencias capaces de enganchar a los jugadores así como distintas aventuras con temática futurista y espacial lo hicieron en el cine, en los libros y en la TV. Más allá de lo que pasó después con la compañía, la trilogía de Mass Effect tiene un lugar asegurado en la historia del gaming y, de manera sorpresiva, EA y BioWare la trajeron de regreso en una remasterización que, curiosamente, era necesaria pero nosotros no sabíamos cuánto.

Mass Effect Legendary Edition en Amazon.com.mx

La importancia de Mass Effect

Si no conoces Mass Effect, puede que Mass Effect Legendary Edition te parezca una simple recopilación remasterizada de una franquicia importante en los videojuegos, sin embargo, no puedo dejar de mencionar que de 2007 a 2012, la franquicia y sus lanzamientos fueron un suceso en el mundo del gaming en Occidente y, en verdad, cada entrega era asunto serio. Claro que estamos hablando de una época que antecede al ascenso vertiginoso de Call of Duty, las experiencias multijugador en línea e incluso GTA V, por lo que la industria, las tendencias y los gustos han cambiado mucho desde entonces y puede que actualmente estas propuestas de rol occidental no vivan sus mejores momentos en cuanto a popularidad, pero considero que al tratarse de una trilogía tan bien lograda es digna de una oportunidad. De inicio, sólo quiero señalar que Mass Effect Legendary Edition hace la debida justicia y ahora veremos por qué.

Mass Effect, una de las grandes obras Sci-fi de nuestros tiempos
Mass Effect, una de las grandes obras Sci-fi de nuestros tiempos

Un universo complejo e increíble

Esta reseña correría el riesgo de perderse entre el pasado y el presente, en especial porque estamos hablando de 3 juegos que brindan más de 100 horas y que realmente no presentan cambios sustanciales en cuanto a historia y narrativa, más bien esto sucede respecto al apartado visual y la jugabilidad. Es por eso que sólo me detendré un poco para resumir el lore. En caso de que no estés familiarizado o de plano no conozcas Mass Effect, que esta trilogía nos pone en un futuro ubicado en el Siglo XXII, con una versión futurista de la Vía Láctea donde la humanidad encontró tecnología alienígena en Marte descubriendo la clave para viajar más rápido que la velocidad de la luz. Esto dio pie a una serie de nuevas relaciones e interacciones con otras formas de vida y organización en diversos planetas, estableciendo nuevos niveles de relaciones interplanetarias y de diplomacia concentradas en el Consejo.

"El potencial de Mass Effect está en su manera de ejecutar una propuesta de rol en un videojuego"

Sin embargo, este nuevo conocimiento y avance en la historia de la humanidad, tiene 2 caras, pues permitió conocer los secretos que preceden a todo lo que sabía del universo, develando momentos de tensión, guerra, invasión y exterminio. Precisamente, la época en que tiene lugar la trilogía de Mass Effect, se encuentra en la previa a un nuevo periodo de tensiones iniciadas por Saren Arterius, turiano con un plan para traer de vuelta a los Reapers, raza avanzada de organismos sintéticos mecánicos que han estado pasivos durante 50,000 años y cuyo regreso supone el fin de toda la vida orgánica en la galaxia. En marco de lo anterior, BioWare nos puso en el papel del Comandante Shepard, un avatar con diseño definido, tanto masculino como femenino, pero que podíamos personalizar según nuestro gusto y que, básicamente, sería nuestro representante en el juego.

Shepard en el icónico Normandy
Shepard en el icónico Normandy

Precisamente ese punto de inicio, que podría considerarse como cliché, empieza una impresionante aventura e historia de ciencia ficción y es que el potencial de Mass Effect, que del inicio y hasta el final encantó a millones, estaba en su manera de ejecutar una propuesta de rol en un videojuego. Las decisiones importantes ya tienen lugar desde la selección o personalización de nuestro Comandante Shepard y esto no es más que una simple raíz de acceso a un complejo árbol de opciones y situaciones que cambian de forma constante de acuerdo con las formas de interacción.

Desde la manera en que se responden las preguntas, hasta la toma de decisiones que puede poner en entredicho todo precepto moral del jugador, Mass Effect mostró al mundo su riqueza en cuanto a videojuego, propuesta de rol y obra narrativa haciendo un manejo adecuado de las libertades y los límites, permitiendo que el jugador experimentara las consecuencias de sus actos en todo momento. De ahí que siempre se recomendara vivir toda entrega de Mass Effect desde el inicio y hasta el final aceptando las decisiones tomadas y las acciones realizadas por más polémicas que fueran y es que al abanico de posibilidades de Mass Effect y las interacciones de Shepard podían ir desde convertirlo en alguien encantador o un auténtico arrogante odioso, hasta tener en sus manos la posibilidad de vida o muerte de formas de vida, compañeros o enemigos, todo con consecuencias, todo con efectos en el futuro del juego y en sus detalles.

Los personajes siempre fueron la esencia de Mass Effect y sus respectivos arcos están tan bien logrados que o dejaron duda de por qué la franquicia era un suceso en su momento. Experimentar Mass Effect en compañía de Tali o Garrus, por mencionar un ejemplo, verlos desarrollarse, entender sus motivos y sus orígenes siempre fue algo muy atractivo, en especial por el cuidado especial que BioWare puso en su IP más importante.

Una edición legendaria y el testamento de una de las mejores trilogías

Claro que Mass Effect no solo tuvo éxito por lo anterior, pues siempre funcionó como videojuego gracias a un buen diseño e implementación de mecánicas que supo calcular los tiempos dedicados al desarrollo de la historia con aquellos momentos de acción y combate, exploración y resolución de acertijos.

Sin embargo, y es precisamente en su origen, donde se encuentra la justificación de Mass Effect Legendary Edition, pues el primer juego debutó en 2007 y han pasado 14 años desde eso, lo cual implica que la experiencia de juego necesitaba ser retocada, quizá no de una manera radical que lo pusiera a la par de juegos actuales, pero sí para que se acercara más a las 2 entregas que le siguieron. Por más ambicioso que sea un proyecto, todo depende de su arranque y obviamente BioWare tenía planes para la franquicia, pero todo dependía de cómo le fuera al primer juego, de ahí que Mass Effect 2 y Mass Effect 3 explotaran el potencial de BioWare y su equipo de desarrollo.

El desastre y un planeta como testigo
El desastre y un planeta como testigo

Lo anterior significa que, si bien Mass Effect Legendary Edition presenta mejoras para la trilogía en su conjunto, es el primer juego el que tiene los cambios importantes, y muestra que el objetivo primordial de esta colección era poner Mass Effect en línea con lo que fueron, y son, Mass Effect 2 y Mass Effect 3, de manera que esa brecha que se generó entre el primer juego y el segundo se redujera en la medida de lo posible.

"Tomar el primer Mass Effect, sacarlo de 2007, y presentarlo como una experiencia más cercana a la actualidad"

En ese sentido, considero que los resultados de Mass Effect Legendary Edition son buenos, pues en cuanto al primer juego se nota en todo momento, y se agradece, esta actualización que además hace más accesible la experiencia para aquellos que por primera vez conocerán la franquicia. No nos vamos a engañar, el primer Mass Effect, jugado por generaciones nuevas e incluso por quienes lo disfrutamos hace años, podía resultar en una experiencia con pocas probabilidades para engancharte pues el paso del tiempo no perdona, lo cual también privaría del goce de los siguientes juegos.

Es ahí donde Mass Effect Legendary Edition entra en escena para tomar el primer Mass Effect, sacarlo de 2007, darle sus retoques y presentarlo como una experiencia más cercana a la actualidad. La movilidad de Shepard, así como algunos elementos de las mecánicas de combate han sido mejorados y el resultado es bueno, por ejemplo en el resguardo en medio de los tiroteos, pues ahora tiene lugar al acercarse a un mayor número de superficies, permitiendo manejar, pero sobre todo entender, los distintos sistemas de Mass Effect y el manejo de armamento, equipo y acompañantes.

La escala, en momentos importantes, es todo un deleite
La escala, en momentos importantes, es todo un deleite

Claro que esto no está al nivel de un rediseño del sistema y aunque la mejora es notable, no puede esconder el paso del tiempo, algo notorio en los disparos y su impacto en el enemigo, así como en algunos momentos en los que la cobertura te meterá en más problemas que los que debería evitar. Esto se entiende porque no se trata de un remake y quizá porque las prioridades de BioWare están colocadas en otros juegos en este momento.

Asimismo, no esperes que la interfaz de usuario sea intuitiva, pues Mass Effect Legendary Edition mantiene ese elemento rígido que hereda de los juegos de rol de hace más de 10 años, pero esto tampoco se puede considerar una tragedia, ni arruina el juego. Básicamente, sugiero verlo como lo mejor que se pudo hacer con el primer juego dadas las circunstancias y al final lo bueno termina por opacar a lo poco negativo que te puedes encontrar. Recuerda que es un juego remasterizado de 2007, no un remake de un juego de 2007.

Pese a esto, considero que uno de los aciertos de Mass Effect Legendary Edition fue convertir la primera entrega en una introducción muy accesible al complejo mundo de la franquicia, esto sin faltar a la esencia o al respeto que se tiene por esa primera aventura. Sí, en lo nuevo, los límites de nivel han sido reducidos y hay acceso a todo el armamento sin importar la clase y sin recibir castigo por ello, pero el entrenamiento correspondiente sí se tiene que cumplir. De la misma forma, las armas en esta versión de Mass Effect responden a un sistema de enfriamiento y no al número de municiones, por lo que hay un problema menos que atender desde el comienzo.

También, el manejo del Mako fue mejorado y aunque por momento se sigue sintiendo algo torpe, responde mucho mejor que en la versión original. Si bien es algo atinado, no está de más señalar que los momentos en que el vehículo es el protagonista quedan a deber en cuanto a estas mejoras, pues prácticamente estamos ante una máquina casi indestructible y los enemigos causarán poco o nulo daño, vamos, parece que solo están esperando a ser eliminados y su defensa luce torpe, volviendo algo tediosas estas situaciones.

Esto no significa que Mass Effect en la Legendary Edition se haya convertido en un tutorial de decenas de horas, pues todo lo que disfrutamos del primer juego en su versión original está ahí y si se realiza una comparativa, pienso que EA y BioWare tomaron la decisión adecuada, en especial porque logran que el primer juego te atrape de inmediato, invitándote a seguir con la aventura en los 2 títulos siguientes, algo que difícilmente pasaría con la versión original en pleno 2021.

La Ciudadela, sede del Consejo y el inicio del conflicto
La Ciudadela, sede del Consejo y el inicio del conflicto

Por su parte, Mass Effect 2, considerado como el mejor de la trilogía y por muchos como uno de los mejores juegos de todos los tiempos, ve cambios poco significativos respecto a la versión original, misma situación que en Mass Effect 3, aunque en este último caso el nivel obtenido por la experiencia multijugador ha sido modificado para considerar el avance del jugador desde la primera entrega, de manera que obtener la mejor conclusión de esta aventura depende de jugar los otros 2 títulos o completar la mayoría del tercero. Aquí, es claro que EA y BioWare decidieron no meterse en problemas y sólo hacer unos ajustes para que el juego respondiera a las mejoras visuales de la remasterización como conjunto. Como mencioné en el inicio, se trató más bien de poner en línea al primer juego y cerrar la brecha generada, de hecho uno de los detalles que da cuenta de lo anterior es el diseño de Shepard en femenino, que ahora corresponde con aquel que vimos en el tercer juego.

Por supuesto, hay que mencionar aparte el apartado visual de Mass Effect Legendary Edition, el cual mejoró de forma considerable y en ocasiones pasa de ser un simple remaster a hacernos pensar que estamos ante un remake. Toda obra con temática futurista y espacial encuentra momentos para hacer lucir la escala y en las 3 entregas de Mass Effect que se incluyen en este lanzamiento eso se ha logrado de forma impresionante y más si se toma en cuenta que se está trabajando con Unreal Engine 3.

"Aquellos momentos en que el universo, los planetas y el cielo tienen que lucir son una joya en esta colección"

En su momento, la trilogía de Mass Effect nos maravilló con sus escenarios y diseño de personajes, siempre respondiendo al basto contenido del lore y todo aquello que tenía que ver con este universo lleno de razas, planetas, criaturas, tecnología, etc. Ahora, en 2021, vuelve a hacerlo con un tratamiento visual muy bien logrado que de inicio ofrece más detalles en los personajes, en especial en las razas alienígenas pues los humanos se siguen viendo algo extraños. Obviamente, aquellos momentos en que el universo, los planetas y el cielo tienen que lucir son una joya en esta colección pues reflejan esa escala que hace sentir a todo humano, o criatura, como algo muy diminuto ante lo enorme del universo, no hay nada como tomar las decisiones de viaje en el Normandy observando detalladamente el mapa y comenzar ese viaje hacia distintos planetas.

Mass Effect Legendary Edition ofrece un desempeño bueno y rara vez me encontré con caídas en los cuadros por segundo. Eso sí, en algunos momentos me encontré con bugs que amenazaban la partida, pues los sonidos que escuche y los movimientos de los personajes parecían anunciar un inminente crasheo pero no fue así, de manera que es algo que se corrige y se corregirá con actualizaciones.

Qué gusto verte de nuevo, Mass Effect

Sin duda, recibir buenas noticias de BioWare tras años de polémica y escándalos es algo grato. Sin importar lo que pase con la compañía y sus proyectos a futuro, Mass Effect Legendary Edition quedará como testamento de una de las mejores trilogías en la historia del gaming. Se entiende que esto no es más que una remasterización y cuyo objetivo era unir en una sola línea a las 3 entregas, cometido que se cumple sin problemas. Hablar de remakes es algo en extremo ambicioso en estos momentos, así que considero que Mass Effect Legendary Edition es una entrega suficiente para volver a vivir esa gran aventura o envidiar a aquellos que la experimentarán por primera vez.

¿QUÉ TE PARECIÓ Mass Effect Legendary Edition

?

3 Usuarios han calificado este juego. Danos tu opinión.

3 Usuarios han calificado este juego.

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Malo

Regular

Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

9.7

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos